29 de enero de 2008

Test de la verdad (II)

Parece que tocar la sensibilidad de las personas resulta conveniente cuando las deficiencias se hacen publicas, es como querer gritar lo malo y no encontrar eco en las palabras. El domingo pasado “Test de la verdad” logró que varios lectores reaccionaran y enviaran otras preguntas con las que cómodamente se podrían seguir publicando acciones para mejorar y no solo criticar, pues, el que tenga ojos que lea, analice y reflexione. A continuación, la segunda parte. Recuerde marque si o no según sea el caso. Al final haga conclusiones.

___¿Se apega a las normas laborales de cumplir estrictamente el horario de trabajo y por eso los clientes tienen que esperar hasta que se acomode en el puesto y encienda la computadora para que pasados 10 minutos pueda atender al público?

___¿Para cuidar la salud y lograr una mayor productividad prefiere comer en el puesto y seguir atendiendo al cliente, lógicamente evitando hablar con la boca llena?

___¿Ha utilizado frases como “nosotros lo llamamos cuando llegue lo que quiere” o “en un minutito le atendemos” para dar a entender al cliente la importancia que tiene dejarlo esperando para que se antoje más del producto o servicio que quiere comprar?

___¿Cuándo se para en la entrada de la empresa deja que la señalización haga su trabajo y oriente a los visitantes, pues, ellos no son bobos y saben leer?

___¿Al recorrer las instalaciones de la empresa y observar un papel en el piso acude rápidamente donde la persona encargada para decirle que haga bien su trabajo, pues, por el problema de espalda no puede agacharse a recoger el papel?

___¿Sabiendo la importancia de la jerarquía organizacional y el respeto a los jefes prefiere dejar de atender a un cliente cuando un superior necesita que le de alguna información?

___¿Cuándo se necesita vender mercancía vieja y en dudoso estado se propone venderla al mejor precio sin importar la veracidad de los argumentos que ofrezcan al cliente con tal de que compre y lograr un ingreso adicional?

___¿Ha cambiado la etiqueta del precio de un articulo o la ha quitado cuando observa que el comprador puede pagar más o ha puesto en lapicero el valor con un incremento exagerado para poder dar un buen descuento?

___¿Considera que al hacer sahumerios, riegos, poner santos de cabeza, herraduras en la puerta, matas de sábila, entre otras cosas, las ventas subirán y la empresa progresará más que dando un buen servicio?

___¿Por no pagar la comisión a una entidad bancaria ha evitado poner el servicio de pago con tarjeta de crédito o débito?

___¿Cuándo sale de la oficina se quita el uniforme de la empresa o se saca la camisa para andar más cómodo, o se va con los compañeros al bar de moda y el uniforme termina puesto en la cabeza?

___¿Al ser trasportado en un vehículo de la empresa aprovecha cuanta oportunidad se presente para mandar piropos a las damas y dejar en alto el nombre de la organización?

Recuerde con una sola respuesta afirmativa es hora de pensar en cambiar de empleo antes de que lo cambien por otra persona que con seguridad sabe la importancia que tiene dar un buen servicio.

19 de enero de 2008

Test de la verdad

20 de Enero de 2008

Evaluar el servicio que una empresa ofrece es una tarea de nunca acabar. Por ejemplo, en un supermercado ¿qué sería buen servicio? A lo mejor que en la sección de frutas y verduras tengan los alimentos disponibles, frescos, homogéneos y con buen precio. También, podría ser que tuviera buena ventilación, o que cuando se pregunte a un trabajador por algún artículo inmediatamente preste atención y ofrezca la información solicitada. Pues, esos podrían ser elementos de calificar con buena nota; pero, que tal si para el cliente, a pesar de que esos aspectos logran una favorable calificación, la falta de una bandeja metálica en la parte inferior del carrito de compras no permite separar los detergentes de los comestibles, los resultados de la valoración serían diferentes. A pesar de estos elementos de comodidad, presentación e infraestructura hay un elemento en el servicio que podría ayudar a que las deficiencias pasaran inadvertidas y es el trabajador. ¿Quién evalúa al trabajador? Si se hace una estimación del clima organizacional se miden el comportamiento y relaciones en el grupo de trabajo, pero ¿quién mide si la calidad del servicio percibido por el cliente es favorable o no?. Para ayudar en ese proceso de auto evaluación Mercadeo al día preparó un cuestionario para que cada quien saque conclusiones.


____¿Ha mencionado alguna vez en su saludo al cliente frases como “sígase mamita”, “adelante papi” o cualquier otro tipo de palabra amigable para entrar en confianza?


____¿Cuando habla con un cliente, por respeto, evita mirarlo a los ojos?


____¿Al preguntar el visitante por un artículo, inmediatamente usted le dice cuanto vale para no hacerlo perder tiempo y ayudarlo a comprar?


____¿En las labores diarias ha dicho palabras soeces sin importarle que un cliente, posiblemente, las pueda escuchar, pues, es necesario ponerle un poco de picante a la rutina diaria?

____¿Para dar una buena imagen en su presentación personal usa moñas, balacas, ganchos, gafas, colas al mismo tiempo? Además ¿mantiene las uñas decoradas con la caricatura del día o el escudo de su equipo de fútbol y utiliza maquillaje multicolor para mostrar que está a la moda?


____¿Por casualidad habrá llegado un cliente, justo cuando están cerrando y por seguridad del negocio, pues es la hora del cuadre de caja, lo ha invitado a pasar al otro día para atenderlo?


____¿En la atención telefónica cuelga antes de que lo haga el cliente para que la empresa no gaste dinero en minutos?


____¿Es colaborador con el ahorro de la empresa y evita prestar el teléfono, regalar una bolsa adicional, prender el aire antes de que llegue el dueño o encender las luces antes de las 6:30 para ayudar con el consumo de energía?


____¿Si está hablando con un compañero y llega un cliente, por educación le dice que espere hasta que termine la conversación con su compañero o hace lo mismo cuando entra a su celular una llamada?


____¿Es usted de los que no saluda cuando llega porque perdería importancia o estatus frente a sus compañeros e inclusive ante el cliente?


____¿El año pasado evitó asistir a un seminario, conferencia o charla de servicio al cliente, o no leyó un libro sobre el tema por falta de presupuesto o porque considera que es un experto en la atención a las personas y no necesita mantener entrenamiento constante?


____¿Para evitar largas caminatas y ahorrar tiempo y dinero parquea su automotor frente al local y de esa manera, en caso de emergencia, podría salir rápidamente?


Si por casualidad a alguna de estas preguntas respondió afirmativamente lamento informarle que presta un mal servicio y que sería recomendable por su salud laboral que su jefe no viera las respuestas, pues podría despedirlo o darse cuenta de que se necesita entrenarlo en servicio.

Sentido de culpa

13 de enero de 2008

Mañana la mayoría de empresas inicia labores a plena marcha y no faltará la programación de la reunión para analizar el año anterior en la que la mayoría de los ejecutivos que asistirán durante esta época de descanso habrá reflexionado sobre las deficiencias del año anterior. Unos ejecutivos con responsabilidad asumirán los errores cometidos y otros se dedicarán a escudarse en los colaboradores a su cargo, pues, quizás muchos de los problemas que se presentaron ocurrieron a “su espalda”. Este es un pequeño recorrido por todas aquellas cosas que a lo mejor se pudieran haber hecho y nunca se hicieron y que con seguridad para la reunión de inicio del año serán de nuevo propuestas.


¿Qué tal si se hubiera hecho la previsión de que con la llegada de la competencia había que darle un retoque a la fachada del negocio y cambiar hasta el horario de atención al público? A lo mejor los nuevos rivales no hubieran tomado tanta ventaja.


¿Qué hubiera pasado si se hubiera aprobado el programa de entrenamiento mensual para los colaboradores? Con seguridad la calidad en la atención al público hubiera mejorado la calidad del servicio y los clientes estarían más satisfechos.


¿Qué repercusión habría tenido en las ventas haber aprobado el presupuesto de publicidad y seguir el cronograma de la mezcla de medios que se sugirió en la reunión de enero del año pasado? Pues, a lo mejor las ventas habrían subido y el posicionamiento de la marca también, además, cada peso se hubiera invertido y no gastado como paso.


¿Cómo habrían reaccionado los clientes si se hubiera implementado el sencillo plan de fidelidad de por lo menos llamarlos el día del cumpleaños o haber actualizado la base de datos para conocer un poco más a los compradores? Seguramente el crecimiento de las ventas habría mejorado y la rotación de clientes habría disminuido, quiere decir que perdió la posibilidad de crecer sostenidamente y no como en la actualidad que registra un clientes y pierde tres.


¿De qué hubiera servido haberse tomado las puntos de venta para mejorar la presencia de la marca en los distribuidores? Para lograr minimizar el impacto de las acciones de la competencia, mantener el posicionamiento de la marca y los pesos invertidos en esa acción se hubieran recuperado con creces.


¿Cómo nos hubiera visto la gente si al llegar a la oficina levantáramos la mirada y saludáramos a los colaboradores y a los clientes? Podría haberse evitado no solamente los malos cometarios sobre su mala educación y prepotencia sino que hubiera logrado darle una cara amable a su empresa.


¿Qué hubiera pasado si los propietarios de negocios estacionaran sus vehículos en un parqueadero y no al frente del local, tal como sucede en la zona de las peleterías o en las aseguradoras de la calle 14? Las ventas sería otra cosa, porque los que compran tendría donde estacionar su vehículo y eso mejoraría su comodidad.


¿Qué hubiera pasado en la empresa si a cada ejecutivo le dieran el empoderamiento necesario para ejercer su gestión de manera autónoma y no esperando a que se reúna un comité para dar aprobación a una actividad? Le aseguro que los resultados de la empresa serían mejores y el nivel de gestión sería mejor. ¿o desconfía de su equipo de trabajo, pues, si eso sucede mejor cámbielos o ejerza mayor control en el resultado de las actividades propuestas.


Podrían haber más actividades para reflexionar sobre lo que hubiera sido y no fue. Pues, tiene la oportunidad de que mañana inicie con la planeación y evalué cada mes para ver que tan desviado esta del camino, solo así podrá corregir los errores y avanzar con éxito.

Ética empresarial

6 de enero de 2008

Los escándalos empresariales llevaron a cuestionar la falta de moral en la administración de muchas empresas. Lo que sigue son consejos sobre ética en la conducta de la comunidad empresarial, dados por algunos de los más grandes pensadores del mundo.


“Ver lo que está bien y no hacerlo denota falta de coraje”. Confucio 551AC - 479aC, filósofo chino Chinese philosopher, Los Analectos, Libro II, Capítulo XXIV.


“Un negocio que sólo hace dinero es un pobre negocio”. Henry Ford 1863 - 1947, industrial estadounidense.


“Si la ética en la cima es pobre, esa conducta es copiada en todos los estratos de la organización”. Robert Noyce, inventor del chip de silicio.


“Yo creo que cada derecho implica una responsabilidad; cada oportunidad una obligación; cada posesión un deber”. John D. Rockefeller, Jr. 1839-1937, emprendedor estadounidense.


“No hay tal cosa como ética empresarial. Sólo hay un tipo - uno tiene que adherir a los más altos estándares”. Marvin Bower, ex socio gerente de McKinsey & Company


“Nunca dejes que tu sentido de la moral te impida hacer lo correcto”. Isaac Asimow 1920 - 1992, escritor y científico ruso.


“Corporación. Un ingenioso invento para obtener ganancias sin responsabilidad individual”. Ambrose Bierce 1842-1914, columnista estadounidense, The Devils Dictionary 1906.


“Cuanto más alto el edificio, más baja la moral”. Noel Coward 1899-1973, actor y dramaturgo inglés.


“La relatividad se aplica a la física, no a la ética”. Albert Einstein 1879-1955; físico teórico nacido en Alemania y nacionalizado en Estados Unidos.


“Podemos aparentar que básicamente somos personas morales que cometen errores, pero toda la historia demuestra lo contrario”. Terry Hands 1941-, director británico de teatro y ópera.


Estas sabias frases deberían ser norma para iniciar el año de gestión con un rumbo claro a seguir. El rumbo de la transparencia en las organizaciones.

Sugerencias para el nuevo año

Comienza el 2008. Nuevos objetivos, planes, sueños y nuevas direcciones alimentan los pensamientos de todo ejecutivo. Por ese motivo, Mercadeo al día trae algunos consejos que ayudarán a realizar esos propósitos. Hay algo en la renovación de cada año que nos hace reflexionar sobre nuestras vidas y nuestros logros. Todos tenemos una inclinación natural a fortalecer nuestra autoestima y capacidad mediante logros nuevos. La mayoría de nosotros queremos destacarnos en el mundo y queremos vivir una vida lo más plena posible. Por eso, cada año trazamos una raya y decimos que es el comienzo de un nuevo capítulo. Y sin embargo, con todo ese entusiasmo inicial, casi siempre es difícil en el tiempo mantener la motivación, el compromiso y la voluntad de seguir adelante. Quien esté cansado de fijar objetivos y tomar decisiones que se esfuman con rapidez de sus pensamientos y actividades diarias, deberían considerar adoptar algunos de estos consejos para que eso no ocurra.


Primero. El objetivo es suyo. Ya sea que el objetivo es un asenso laboral, un proceso más sencillo, un nuevo cliente, un artículo publicado, un programa de ejercicios o lograr perder peso, esa meta es suya. Es poco probable que usted vaya a conseguir el objetivo de su gerente, o el de su cónyuge, o el que usted "cree" que debería lograr este año. Sus objetivos deben generarle entusiasmo cuando piensa en su logro. En el trabajo, cuando los objetivos fijados no son obviamente personales sino de la organización, la clave está en sentir que la recompensa final vale la pena el esfuerzo de buscarla. Sólo así tendrá la disposición necesaria para aceptar los desafíos. Esos objetivos seguramente no están tan cercanos a su corazón como los personales, pero trabajar para lograrlos por el bien de la organización es trabajar también por su propio éxito en la compañía.


Segundo. Apoyo en los valores. Cada objetivo debería estar ligado a un valor. Si un objetivo es congruente con los valores más importantes de la persona y le permite vivir de acuerdo con ellos, es muy probable que se logre. Según Gene Donohue, es mejor fijarse objetivos en todos los aspectos de la vida para mantener un equilibrio. Si todos los aspectos de la vida tienen un objetivo basado en los valores personales, no habrá prioridades en conflicto en la persecución de ninguno. Las áreas que sugiere son: Plano familiar, financiero y laboral, espiritual y ético, físico y salud, social y cultural y, mental y educativo.


Tercero. Tú puedes. Cada uno de nosotros tenemos una pequeña vocecita dentro de nuestra cabeza. Es la voz del subconsciente, del yo que juzga. A diario tenemos conversaciones con nosotros mismos; comentamos cada situación con que nos topamos. Comentamos acontecimientos y planes en nuestra mente. La planificación y los pensamientos positivos sostienen el logro de nuestros objetivos. Los pensamientos y comentarios negativos debilitan nuestra auto-estima e impactan negativamente en nuestra capacidad para lograr las metas. Por eso motivo, escuche a su vocecita. Usted puede cambiar su tono creyendo en usted mismo y en su capacidad para lograr lo que se propone. Use el subconsciente para ayudarse a triunfar. Si usted tiene un cargo directivo, una de sus tareas más importantes es sostener el desarrollo de la auto-estima de su personal. Su propia visión positiva y convencimiento en la capacidad de ellos para lograr objetivos ayuda a desarrollar la auto-estima y la auto-confianza.


Y por último. Imagine un resultado verosímil. Por lo general, los objetivos siempre se han fijado alrededor de resultados. Esto funciona bien cuando los resultados son cuantificables, pero no siempre lo son. A veces los objetivos más importantes, los no urgentes, son difíciles de medir. Con los que son difícilmente medibles, lo mejor es comenzar haciendo una imagen en la mente, luego llevarla al papel y describir el resultado que busca. Haga esa imagen lo más vívida posible y la meta se logrará con facilidad.


Con estas sugerencias con seguridad el 2008 tendrá un panorama más interesante para enfrentar los retos que implica el tan anhelado éxito que usted desea. Un prospero año para todos los lectores y que Dios los bendiga con sabiduría, salud y amor.

Propósitos navideños

Luego de una tertulia en la que se cuestionaba el comportamiento de algunos ciudadanos y el ideal de lo que deberíamos construir colectivamente como ciudad se sacaron las siguientes conclusiones con las que se define el comportamiento de lo que debería ser el actuar en comunidad de un bueno cucuteño. A continuación el decálogo.


  1. Al ser citado, por ejemplo, a las 8 de la mañana, llega unos minutos antes porque sabe valorar el tiempo y respeta a quien lo invitó, y no 10 minutos más tarde entrando en controversia por no ser atendido de inmediato y vociferando palabras que poco dejan mucho que decir de su educación.


  1. En el banco hace la fila en orden de llegada y no trata de colarse buscando un incauto que se deje convencer.


  1. Al manejar moto usa el casco y el chaleco reglamentario, o si conduce automóvil usa el cinturón, acatando en los dos casos las normas de transito y hasta respeta los semáforos y las cebras y no anda poniendo en riesgo la vida y la de los demás.


  1. Al visitar centros comerciales cerrados y abiertos arroja la basura en las canecas indicadas y cuando no hay disponibles gurda la basura para ponerla en el lugar correspondiente y no la arroja a la calle como si fuera la sala de la casa.


  1. Respeta los lugares públicos como templos religiosos y salones de conferencias apagando el celular o configurándolo en modo vibrador en señal de respeto y no se convierte en el centro de atención con el timbre de moda o al volumen más alto.


  1. Al llegar a una oficina, casa o se sube al trasporte público respetuosamente saluda y no con frases como “entonces que marica” o “que hubo huevón” habituales en la juventud.


  1. En los lugares o servicio público de trasporte cede la silla a las personas mayores, deja pasar a los peatones y contesta el celular sin necesidad de que la gente se entere de lo que esta conversando.


  1. En la buseta o en su vehículo no anda sacando medio cuerpo para llamar la atención de alguien a quien vio y le grita “épa toche”.


  1. Estando en una fiesta no anda preguntando que hay de comer o a que hora sirven la comida.


  1. En está época pone música para escuchar en su casa y no anda haciendo guerra de sonido con los vecinos a ver cuál equipo es el que más suena.


Estos propósitos solo serán entendidos por quienes comprenden que se puede construir un consiente colectivo positivo mirando con ojo critico las malas costumbres y aprendiendo a vivir en comunidad. Feliz navidad.

Los deseos de la navidad

El mercadeo, convertido en arte por quienes amamos esta profesión, tiene que evolucionar para adaptarse a los escenarios en los que la convergencia, la fragmentación, la personalización y la saturación, entre otros factores, están cambiando la forma como las acciones de mercadeo se relacionan con el mercado objetivo. Ahora, todo se hace complejo y la capacidad de reorganizarse es más acelerada que años atrás. Además, se requiere orientar cada día estrategias a la cultura de lo digital, área donde no todos los ejecutivos brillan por su conocimiento. A parte de esa necesidad de evolución, hay que tener en cuenta la insuficiencia de recursos adecuados para desarrollar con éxito las acciones, falta de apoyo por parte de la gerencia y autonomía en el actuar y la falta de experiencia o facilidad de acceso a los nuevos medios. Ante ese panorama el estudio de Marketing & Media Ecosystem revela prioridades y capacidades que serán necesarias para optimizar la cadena de valor entre el mercadeo, las agencias y los anunciantes, y los medios de comunicación. Hoy, Mercadeo al día comparte esas revelaciones que demuestran que los fundamentos del marketing no han cambiado. Pero sí lo han hecho las estrategias, las inversiones y las potencialidades necesarias para alcanzar el éxito. Los temas clave identificados por el estudio son los siguientes:


  • El marketing como conversación. No se trata tanto de enviar mensajes al consumidor, sino más bien de hablar y crear experiencias con ellos. Los profesionales acuden hoy a una nueva mezcla de medios: por ejemplo, casi la mitad de los entrevistados planea ampliar su presupuesto de relaciones públicas como parte de sus estrategias de mercadotecnia.


  • Conocimiento para la previsión. La tecnología permite conocer al consumidor y potencia al máximo las posibilidades de segmentación, que permite exactitud y una amplia perspectiva gracias al manejo ágil de la información.


  • Medios: los nuevos creativos. Los modos de distribución y el contexto rivalizan en importancia con la ejecución creativa. Los profesionales del arte de la comercialización efectiva están invirtiendo en capacidades que permitan tender puentes entre medios, creativos y estrategia de marca. El 80% de los encuestados está de acuerdo con que las capacidades de planificación de comunicaciones van a experimentar una evolución acelerada.


  • Marketing + Matemáticas + Tecnología. La calidad y la cantidad de datos y la accesibilidad han acercado las matemáticas al mercadeo. A la hora de tomar decisiones, los líderes juzgan a los nuevos medios con las métricas en la mano.


  • El efecto red. El cambio a los medios digitales precisa de un elevado nivel de colaboración y coordinación entre los actores. Casi el 60% de los participantes cree que deberían volver a integrarse las cuentas creativa, estratégica y de medios, aunque no hay consenso respecto al modelo de agencia que surgiría de esta trasformación.


  • Hacer del consumidor el defensor de la marca. Los objetivos para atraer, retener o recuperar tienen que pasar de centrarse en el envío de mensajes al consumidor a facilitar la conversación con y entre los consumidores. Hay que entender los contenidos generados por los usuarios y cómo los consumidores usan la marca. Hay que revestir la marca de significado. Hay que ser auténtico.


El estudio también identifica las potencialidades digitales específicas, niveles de inversión y actitudes de los líderes de marketing. Se ha descubierto que dan prioridad desmesurada al conocimiento del consumidor (consumer insights) y se caracterizan por la creencia casi universal (95%) de que un conocimiento profundo del consumidor es un factor vital, y para ello se requiere la trasparencia en los datos y las alianzas.

Etapa de concentración III

Hacer un plan de mercadeo no es fácil, pero se convierte en una actividad sencilla cuando se tiene la información necesaria para elaborar la etapa final, la formulación de los objetivos y las estrategias. Es como si cuando usted detecta una dolencia física, primero decide ir al médico para ser observado para dar un dictamen acertado decide mandarle exámenes de laboratorio. Ahora, que funcione o no es responsabilidad del paciente, pues, si no toma los medicamentos de la forma indicada con seguridad no se aliviará. Igual, el plan de mercadeo, primero se investiga para formular cursos de acción que puedan llevar a la empresa al éxito.

Luego de analizar la información sugerida en las dos anteriores entregas, hay que tener en cuenta que se deben diseñar los objetivos. Para que estas metas estén bien diseñadas es necesario tener en cuenta varios cuestionamientos: ¿qué quiere lograr? ¿cuándo lo quiere hacer? ¿dónde se logrará? y el especto determinante sería ¿qué cantidades, personas, pesos o mercados desea lograr?. Con estos parámetros evita la posibilidad de divagar con términos poco útiles al evaluar los resultados. Por ejemplo: no puede generalizar y decir que las X unidades que se venderán en Cúcuta se lograrán en el mediano plazo; porque, para usted, cuánto es mediano plazo. Ahora, pregúnteles a dos o tres personas cuánto es mediano plazo y con certeza darán un tiempo diferente. La importancia de los objetivos radica en que si no hay un camino para seguir cualquiera que decida tomar servirá, pero, a lo mejor, no sea el ideal.

Mercadeo al día recomienda que enfoque su atención en tres objetivos: atraer, retener y recuperar. Tradicionalmente, la mayoría de las acciones buscan que lleguen compradores y como consecuencia preparan estrategias para enfrentar la dura competencia y para llamar la atención de la gente, y en la búsqueda de ese propósito invierten cerca del 90 por ciento del presupuesto, dejando de lado los objetivos de retener y recuperar. Con seguridad, si cambia de pensamiento e invierte de manera decidida en excavar la mina de oro para acuñar los lingotes que le puede proveer la base de datos y destina recursos cercanos al 50 por ciento, tenga la seguridad que podrá crecer sostenidamente. Deje dinero disponible para recuperar a las personas que no volvieron, puede ser que haya sido porque la competencia es menos incompetente o porque algo les molestó del negocio. Si se retroalimenta constantemente los resultados no serán fruto de la suerte.

Teniendo definidos los objetivos, enfoque las energías a diseñar las estrategias. Olvídese de lo habitual que es hacer un análisis DOFA y por gracia divina salen las estrategias. Mejor lea la teoría de Michael Porter, especialista en el ámbito mundial de la estrategia de negocios. Use solo tres de sus estrategias; liderazgo en costos, diferenciación y enfoque. En la primera, profundice en el análisis de la estructura de costos, puede ser que mejorando los niveles de productividad su empresa pueda ofrecer mejores precios y mantener a los usuarios satisfechos con buena calidad a bajos precios. La segunda, propone el enfoque. Deje la idea de venderle a todo el mundo, determine un mercado atractivo que pueda ser bien atendido y destine todo el arsenal para apoderarse del dinero de los compradores; además, podrá preparar una oferta de productos o servicios tan atractiva que bloquee a la competencia y le gane terreno. O utilice la tercera estrategia: la diferenciación. Para darle una idea cómo implementarla de manera eficaz. Analícela y observe con atención en qué aspecto es débil, para que su empresa pueda llenar ese vacío y la pueda superar, o si es el líder del mercado siga innovando para llevarles un terreno ganado a los que quieran acercársele.

Estos dos elementos podrá condensarlos en un plan de acción en el que estén detallados objetivos y estrategias y los responsables, tiempo de ejecución, presupuesto e indicador de cumplimento. De esa manera logrará que el 2008 cumpla los deseos de prosperidad que tanto anhela para la empresa. Con este plan elaborado dejará atrás la costumbre de poner santos de cabeza en la época de bajas ventas, hacer sahumerios, regar agua bendita, poner la herradura detrás de la puerta, o ponerse pantaloncillos amarillos para que el dinero lo acompañe.